28 - 4 Septiembre Ver Completo
  • LU
  • MA
  • MI
  • JU
  • VI
  • Sa
  • DO
    Noticias / 
    “TODO LO QUE INVOLUCRA ESTE PROCESO CREATIVO ES DESCONOCIDO” Noticias miércoles 26 de Agosto de 2020

    Entrevista Danilo Llanos

    “TODO LO QUE INVOLUCRA ESTE PROCESO CREATIVO ES DESCONOCIDO”

     

    • El actor y codirector  de teatro La Peste se lanza a experimentar en un terreno desconocido para él y para un elenco conformado por dos actores y dos actrices, se trata de “Obra de Danza”, una co-producción de Sala UPLA y Espacio Ané, instancia recién creada por Danilo Llanos Quezada. 

     

    La creación y experimentación permanente es una de las características más reconocibles del Centro de Investigación Escénica Teatro La Peste y este singular año, no cesaron ese impulso,  ya que  suman dos proyectos creativos 4S y Escenas Encerradas(esto no es teatro) una trilogía de obras virtuales transmitidas por la plataforma Zoom de videoconferencias.

    Esa urgencia creadora que pareciera ser inagotable del  director y actor de la agrupación, Danilo Llanos lo llevó a crear Espacio Ané, una  nueva instancia de prácticas abiertas e interdisciplinarias que busca la participación de miradas expansivas del arte contemporáneo, por eso pretende convocar a múltiples saberes en función de la experimentación artística, donde el polo de la creación será la  idea como deseo y  asumir la práctica como un «lugar de no saber».

    Al alero de este nuevo espacio Llanos, junto a la coreógrafa Ana Carvajal y junto a un elenco de dos actores y dos actrices mayores de 50 años – Patricia Spahie, Rómulo Oliva, George Casanova y Ximena Flores- se lanzan a experimentar en un territorio totalmente desconocido.

    Conversamos con  Llanos  sobre Espacio Ané y   Obra de Danza, práctica que  tendrá una apertura del proceso iniciado hace dos meses, el próximo el 2 de octubre a través de las plataformas virtuales de Sala UPLA y que  proyecta su estreno final  durante el 2021.

    ¿Cuándo surge la idea de esta nueva instancia de creación que es Espacio Ané?

     Siempre me ha interesado desplegar acciones satelitales con mis compañeras de Teatro La Peste en estos 20 años (…) Después  de “Choca” (noviembre de 2019), que fue un impulso fruto de la urgencia provocadora que proponía FUEGO acciones en cemento de estar en la calle con alguna práctica artística y permitir ver la calle desde otra mirada,  se empieza a dibujar Espacio Ané, para enmarcar estas actividades satélites que empiezan a tomar cuerpo (…) 

                                                                                                                      ¿De dónde viene el nombre Ané?

    Una de mis fuentes de inspiración es mi abuelita Ané, y es de total coherencia que tenga su nombre. La expresión de “poner el cuerpo” tiene relación con que ella, Ané, hizo para la acción CHOCA. Ella puso su cuerpo de 92 años, con toda su historia  allí para generar un estallido, una irrupción  y una efervescencia amorosa. Esa pulsión con esa simpleza y ternura, pero a la vez con vehemencia, es lo que nos inspira  para desplegar en espacio Ané nuevas acciones.

    Entendiendo que  el deseo es un primer impulso para la  creación ¿Cuál es la singularidad de la premisa de la idea como deseo en este espacio, en relación a tus trabajos como director en Teatro la Peste?

    Me interesa concebir el ejercicio artístico desde la vehemencia del deseo, desde el fulgor y furor del deseo y no sólo desde una idea intelectual preconcebida o una imposición y presión por tener que decir algo. Me parece que lo que se tenga que decir va a ser una consecuencia de cómo el deseo se despliegue, y en ese sentido Espacio Ané es un nuevo espacio para volcar esos deseos a través de otras experiencias que me interesa explorar como artista, por lo tanto más que una singularidad, este espacio es otra posibilidad para seguir expandiendo los deseos que aparecen en uno como posibilidad creadora, de contagio artístico y de imaginarios.

     ¿Cómo se materializa en “Obra de Danza” el lugar de NO SABER que planteas?

    Pareciera ser, que en el arte, tienes la presión de tener que decir algo. A veces como creador te inhibes porque tienes que saber algo siempre (…) Me cautiva situarme en un proceso de creación que implica una búsqueda, no de algo ya sabido y resuelto, eso me parece interesante como prolongación del trabajo que también hemos desplegado en Teatro La Peste, que es ese lugar que uno intuye que existe, pero hay algo más por saber allí. En Espacio Ané vamos a poner eso como un lugar ancla, desplegar espacios de creación y prácticas que no conozcamos, que nos interpelen precisamente porque no sabemos nada de aquello.

    Obra de Danza es situarse con todos los cuerpos en un territorio desconocido, es hacer, concebir, ficcionar e imaginar una obra de danza, que en mi caso, al estar siempre en la dirección teatral es un territorio desconocido y para los performer del proyecto también.

    ¿Cómo están visualizando el estreno, pensando en el contexto de pandemia y la incertidumbre de volver a pisar una sala de teatro, por ahora?

    Si bien está pensada para sala, hasta el momento nos hemos concentrados en la práctica que nos ofrece el contexto. Ya vendrá el momento para pensar en la sala. Durante este proceso de ensayos estamos contemplando que en algún momento llegaremos a la sala y el actual momento creativo servirá como material posible para ponerlo en diálogo o tensión con aquellos que se generen en la práctica en la sala, no serán excluyentes, pero estamos creando de acuerdo al contexto que estamos viviendo.

     

    ¿Cual es el mayor desafío de este proceso para ti como director?

    Principalmente ingresar en una zona desconocida, un territorio que me permitirá mirar y habitar otras zonas del trabajo con el cuerpo. Me parece muy bonito lo que ocurre en la danza en términos de poder llegar a lo primitivo del cuerpo y cómo sintetizar en él materiales y deseos (creativos). Por otro lado, desplegar aún más mi fascinación por el cuerpo de los actores y las actrices, puestos y dispuestos allí, situados, esta vez, en el mundo de la danza, no siendo bailarines de profesión y guiados por una premisa básica que es , qué sucede cuando el cuerpo se mueve en este contexto, donde está particularmente atrofiado porque no se puede mover como quisiera.

    Por otra parte establecer un diálogo de materiales y posibilidades con quien está haciendo la asesoría coreográfica Ana Carvajal, poniendo en tensión mi propia práctica que ha estado centrada en lo teatral y en este caso dirigir una obra de danza en el contexto actual, aparecen otras estrategias que tienen que ser pensadas y diseñadas para efectos de esta práctica, donde todos es desconocido para nosotros, desde la disciplina de la danza, las plataformas digitales, todo lo que involucra este proceso creativo.

    Espacio Ané se presenta como un núcleo de creación interdisciplinario y de pensamiento ¿qué áreas o de qué forma se proyecta el desarrollo de pensamiento?

    En cuanto al desarrollo de pensamiento y que también tiene que ver con lo interdisciplinar, estamos armando un proyecto que se llama “Fuente”, el cual desarrollaremos todo el 2021 y que reunirá a periodistas, científicos, científicas, profesores y profesoras; abogadas y abogados, entre ellos la destacada Abogada Daniela Marzi;  para involucrarse en un proceso de práctica escénica investigativa, donde cruzará saberes e imaginarios para problematizar y documentar el futuro a partir de materiales extraídos de Fuente Ovejuna de Lope de Vega, cruzado con otros materiales fundamentalmente de la dramaturgia alemana, que dialogan con las disciplinas que mencioné anteriormente. Este proyecto tiene varias dimensiones, primero el cruce de saberes y disciplinas y luego,  la generación de insumos tangibles, no sólo la práctica y la obra, sino también insumos que servirán  como documentación para un futuro.

     

    Obra de Danza es un Proyecto Financiado por el Fondo Nacional de Desarrollo Cultural y las Artes, Convocatoria 2020”